FSC-CCOO Murcia | 22 abril 2024.

CCOO exige al Gobierno un esfuerzo en la Oferta de Empleo Público para la Administración General del Estado

    El sindicato considera que el volumen planteado queda muy por debajo de las necesidades reales del servicio público y que no se establecen métodos capaces de dar la respuesta de urgencia que se requiere en la Administración General del Estado. Alerta de que los leves incrementos de 2018 y 2019 no han frenado la destrucción de empleo público, que supera los 60.000 puestos en diez años

    09/05/2022.
    Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas, Real Casa de la Aduana, Madrid

    Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas, Real Casa de la Aduana, Madrid

    CCOO exige al Gobierno un mayor esfuerzo en el número de plazas a publicar en la Oferta de Empleo Público para 2022 en la Administración General del Estado, y alerta de que el actual ritmo de pérdida de plantilla, más de 60.000 puestos entre 2011 y 2021, pone en grave riesgo la prestación de los servicios públicos a la ciudadanía. Califica de decepcionante la propuesta presentada, ya que no responde a las necesidades de los organismos y no permite superar las deficiencias en la gestión de las convocatorias desde 2019.

    En lo que se refiere al volumen de empleo planteado, la cifra es inferior a la comprometida en el pasado ejercicio, cuando se alcanzaron las 12.578 plazas teniendo en cuenta la oferta ordinaria y la extraordinaria dirigida al SEPE. Situación que se repite en lo que afecta a la promoción interna, donde se proponen mil puestos menos. Unos datos que contrastan con el análisis del sindicato, que cifraba las necesidades del ingreso libre en un mínimo de 14.800 puestos y la promoción interna en 10.500 plazas.

    No se debe olvidar que todo ello se produce en un marco en donde la tasa de reposición, impuesta desde la Ley de Presupuestos y sin negociación alguna, mejora en un 10 % con carácter general y un 20 % para los ámbitos prioritarios, y donde la pérdida de empleo durante el año 2021 crece más de un 7 % en relación con la de 2020.

    El sindicato señala la necesidad de recurrir a sistemas que permitan realizar un diagnóstico y cubrir las necesidades reales de servicio público a la ciudadanía. En este sentido, recuerda las constantes demandas de aumento de la atención presencial en las oficinas de la Administración del Estado. Lamenta, además, los más de tres años de retraso en la incorporación del personal desde la aprobación de las Ofertas de Empleo, y el elevado número de vacantes resultante.

    CCOO exige que la Oferta de Empleo de 2022 conlleve tres elementos esenciales: identificación de las necesidades más acuciantes, cuantificación de dichas necesidades y autorización para la incorporación inmediata a los mismos del personal que se establezca. Rechaza, además, la continuidad en el vaciado de los grupos que se dedican a la atención directa al público.

    Como alternativa, el sindicato propone la concreción de Ofertas de Empleo extraordinarias para aquellos servicios públicos que tienen necesidades excepcionales y que no se pueden solucionar con la mera llegada de efectivos de la OEP general, ofertas extraordinarias que deberían incorporar el compromiso de cobertura inmediata.

    Respecto a la promoción interna, CCOO rechaza una reducción de prácticamente el 12 % sobre lo recogido en el Real Decreto de Oferta de Empleo del pasado año, que el Gobierno justifica en la falta de interés por parte de la plantilla. Un argumento que no comparte el sindicato, que considera que sería necesario analizar las causas y los nichos en donde se plantea esa promoción, para lo que comprometió un grupo de trabajo específico ya en 2019.

    Finalmente, lamenta las prisas de última hora en los procesos de estabilización pendientes, cuando queda menos de un mes para que se cumpla el plazo determinado en la Ley 20/2021, y sobre los que la propia Administración reconoce carecer de una información veraz sobre el volumen de empleo afectado. CCOO exige un esfuerzo por identificar y certificar todos los puestos ocupados superando el período establecido legalmente, de manera que se termine definitivamente con el empleo precario en la Administración General del Estado, y que afecta principalmente a ámbitos como investigación, cultura, sanidad o inspección. 

    El sindicato recuerda, además, la necesidad de dotar de soluciones a los puestos convocados y no cubiertos. Insiste en la necesidad de hacer atractiva la Administración, a través de un incremento retributivo que consolide el poder adquisitivo, el desarrollo de la carrera profesional y la promoción interna o la garantía de los derechos laborales.